Cómo recuperar la coordinación de Movimientos y poder volver a batir un huevo

Me pregunto como me afecta el Parkinson para realizar tareas sencillas, es el primer paso para buscar una solución,  ¿porque mi cuerpo se mueve a su antojo, impidiéndome realizar tareas que antes hacia sin pensar?, ¿como es posible que antes fuera capaz de coordinar movimientos extremadamente complejos y hoy no sea capaz de hacer una tortilla? 

Hacer las cosas despacio compensa

No sé si os pasa a vosotros, pero yo, si me estoy vistiendo dudo, ¿primero la camisa o los calcetines?, si me pongo la camiseta se me pega a la espalda, y ya estoy con los pantalones..  quiero hacer una cosa antes de haber terminado la anterior. Me pasa habitualmente que quiero recoger la mesa, y quiero coger el mayor numero de cosas a la vez como si tuviese mucha prisa. Evidentemente no lo consigo o, si lo hago, rompo la mitad de los platos. Me pone muy nervioso esta impaciencia, o será que soy impaciente porque estoy nervioso 😉

Sé que para ejecutar movimientos complejos es preciso coordinar varios músculos y que cada uno actúe en el momento adecuado, contrayéndose, o relajándose cuando sea preciso. Por ejemplo, si quiero levantar un vaso, debo abrir los dedos y luego cerrarlos entorno al cristal y por fin levantar el codo y llevar el antebrazo hacia la boca. Si se contraen los músculos a destiempo, lo que tenemos es un brazo con rigidez y escasa movilidad. Lo mismo nos sucede al escribir, el antebrazo se pone tenso y el trazo se hace cada vez más pequeño y si continuamos a penas si podremos mover la punta del bolígrafo. He observado que si en ese momento dejo el bolígrafo y realizo algunos ejercicios de flexibilidad en los dedos, muñeca y brazo y tomo otra vez el bolígrafo poniendo la atención en realizar el trazo más despacio y amplio, veo como la calidad de la escritura regresa.

Entrenar los movimientos cotidianos

Cuando entrenaba con el equipo nacional de esgrima, en ocasiones perdía velocidad y cuanto más entrenaba peor me salía todo. Siempre era debido a mala coordinación: el brazo se me agarrotaba y  el movimiento se hacia lento. La solución era relajarme y reproducir la acción de forma más lenta, recreandome y visualizando el movimiento, como a cámara lenta, y volviendo a grabarlo en mi mente de forma perfecta, con el brazo relajado y sin prisa alguna. Entonces repetía y me salía bien.

Ahora aplicó esta técnica a cualquier movimiento con el que tengo dificultad (¡que no son pocos!). Lo trato como un gesto técnico deportivo que se basa en: 

  • visualizar cual es la forma adecuada de coordinar el movimiento
  • revisar los errores que cometo
  • y diseñar ejercicios que lo corrijan. 

Para recuperar la coordinación es preciso poner toda la atención en hacer el movimiento, sin alterar la secuencia, el ritmo o la amplitud de la acción. Lo hacemos primero muy despacio, algunas veces y lo grabamos en la cabeza pero con una ejecución perfecta, a continuación lo repetimos suelto, amplio, fluido y más rápido.

Sentir el movimiento bien hecho es una bonita experiencia. 

¿Has batido un huevo para hacer una tortilla? A mí, la mano se me atenaza y no soy capaz de mover el tenedor. Estos curiosos acontecimientos se asemejan mucho al proceso de desestructuración a los que me refería antes. Por lo tanto lo solucionare reestructurando el movimiento. 

Cojo el tenedor y realizo el mismo movimiento que hacía antes del Parkinson (o imito el movimiento de alguien sin Parkinson). 

Terapia ocupacional: cómo batir un huevo si tienes EP

Se trata de hacer círculos lo mas lento posible, lo más GRANDE y lo más perfecto que puedas. En un principio sin llegar a batir el huevo, lo hago varias veces, con mucha atención en lo que estoy haciendo. Después poco a poco empiezo a ir más y más rápido, siempre amplio y voy batiendo el huevo. Aquí te muestro la técnica. 

 ¡PRUÉBALO! Y cuéntanos que pasa en los comentarios.

Firmado: Fernando De la Peña Olivas

2 comments

  1. ¡¡ Qué realidad más pura !!

    Los que luchamos con un Parkinson más avanzado sabemos lo útil que es esta técnica para poder llevar el día a día cotidiano.

    A veces, pienso lo peculiar e interesante que es nuestro cerebro, entiendo la pasión de la ciencia por este órgano tan desconocido todavía y lo que aprendes teniendo Parkinson, me pueden tomar por loca por esto último pero metidos en el » fango»,🥴 hay que aprender de la experiencia 😊

    Concluyendo, el problema que yo veo aquí, es hasta qué punto el «yo» como conciencia tiene la capacidad no sólo para llevar el «timón» y el control » del barco» sino mantenerlo » en la ruta adecuada». Difícil tarea tenemos los parkinsonianos, sinceramente lo digo…

    Mucho ánimo y fuerza a todos/as

Deja un comentario